Graciela

2a

Hablar del tema de la Perspectiva de Género no es una tarea sencilla, la mayoría de las veces nos topamos con los típicos prejuicios y estigmas que impiden a las personas acceder a una categoría de análisis de vital importancia para cualquier tipo de ciencia y de los procesos de aprendizaje que permitirían cambiar la manera en que nos relacionamos como seres sociales pero sobre todo como seres humanos.

Y es que desde nuestro nacimiento adquirimos una serie de símbolos que van permeando en la vida diaria, y que a través de las diferencias sexuales dictaminamos lo que supuestamente es “propio de las mujeres” y “propio de los hombres”; así es como empiezan a configurarse roles, estereotipos y mandatos que generalmente describen a las mujeres como seres frágiles, débiles, dóciles y a los hombres como personas violentas, fuertes, insensibles y racionales (esto es precisamente el género: la construcción cultural de la diferencia sexual).

Desde los niveles básicos de educación, observamos la manera en que las y los profesores siguen en muchos casos difundiendo mandatos sociales que van fortificando los estereotipos y roles de género: A los niños se les dejan las actividades físicas más pesadas y a las niñas se les deja lo artístico y manual… ¿Por qué en pleno siglo XXI sigue operando de este modo la educación?…Quizás una de las respuestas principales la encontramos en el hecho de que las y los profesores crecieron con una educación sexista y machista (como la mayoría de las y de los mexicanos), por lo cual no podríamos hablar de una educación con perspectiva de género sin antes  capacitar y sensibilizar  primeramente a quienes tienen en sus manos la difícil tarea de enseñar, desde nivel básico hasta el nivel superior y después hablar de educar e instruir a quienes aprenden.

Si las y los maestros aprenden a despojarse de aquellos mandatos de género, que fortifican y estructuran el machismo imperante en nuestro país, estarían en las condiciones necesarias para comprender las nuevas identidades de género, serían capaces de revolucionar la educación acabando con prácticas y modelos educativos que sólo incrementan la violencia al no estar basados en el respeto y reconocimiento a la diversidad y a la pluralidad.

Así pues encontramos que la Perspectiva de Género, es de vital importancia en los procesos de aprendizaje  y que antes de sensibilizar a alumnas y alumnos se debe sensibilizar a quién educa, y se debe sensibilizar haciendo hincapié en que en la mayoría de las Ciencias tanto Científicas como Sociales el género y la división sexual están presentes, El Programa Universitario de Estudios de Género de la UNAM (PUEG), ha sido precursor en materia pedagógica y educativa, pues ha propuesto un modelo de educación tendiente a difundir nuevas formas de enseñanza a través de la Perspectiva de Género:  el respeto y el reconocimiento de los Derechos Humanos, la importancia así mismo de la Justicia Social, es a través de las  “Pedagogías en espiral” , el modelo en que  se propone ir de-construyendo y construyendo  las formas de aprender y las formas de relacionarnos…No se trata solamente de difundir la equidad y la igualdad, se trata de  hacerlo de una manera artística, innovadora, revolucionaria y como su nombre lo dice en espiral dónde profesores  aprenden a través de sus alumnas, alumnos y viceversa.

A través del arte: la  música, literatura, pintura, escultura, el teatro, el cine, la danza se puede permear una educación plural, progresista y diversa dónde se aprenda a reconocer que el mundo heteronormativo, violento, machista y hegemónico en el que vivimos es un mundo que podemos y debemos cambiar.

Sólo así podremos acabar con la violencia, con el machismo, con la homofobia y la transfobia a través de perspectivas (la de género y la de derechos humanos principalmente) que nos enseñen a respetar y defender la dignidad humana a costa de lo que sea, no importando aquellas diferencias que nos puedan distinguir.

Si una maestra y un maestro quieren enseñar a sus alumnas (os) sin caer en los roles y estereotipos de género, lo primero que debe hacer es derribar los propios y que mejor que revolucionando la educación.

 Graciela

GRACIELA ESPERANZA CORONA ISLAS.

Artículos Relacionados

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>